Auto QuemadoUn hombre de 27 años, acusado de asaltar a un feriante de La Salada, murió al enfrentarse con efectivos policiales que persiguieron el auto en el que iba junto a otros cuatro sujetos. El hecho ocurrió este miércoles por la tarde en Ingeniero Budge y algunos vecinos apedrearon a policías luego del hecho y fueron ellos mismos los que llevaron al hombre abatido al Hospital Alende.

 

Fuentes policiales informaron que todo comenzó alrededor de las 15 de este miércoles cuando cuatro sujetos armados, que se movilizaban en un automóvil Suzuki Swuif, interceptaron a un feriante en la zona de La Salada. Al parecer, lograron robarle el dinero que llevaba, pero no pudieron llevarse la que camioneta en la que estaba la víctima y escaparon del lugar.

Alertado, un móvil policial comenzó a recorrer la zona en donde ocurrió el intento de robo. Los efectivos divisaron el Suzuki Swuif, iniciándose una corta persecución que terminó en la esquina de Lavardén y Baradero, en Budge.

De acuerdo a la versión policial, el auto se detuvo y bajaron 5 hombres quienes, sin  mediar palabras, comenzaron a disparar contra el móvil policial. Como respuesta, los efectivos dispararon contra los sujetos acusados del intento de robo.

Uno de los hombres cayó malherido, mientras que el resto huyó del lugar. Junto al cuerpo del sujeto quedó una pistola calibre 9 milímetros. En tanto, el móvil policial presentaba 3 impactos de bala.

Rápidamente, los vecinos comenzaron a reunirse en el lugar. Tras insultar a los policías, empezaron a agredirlos a piedrazos. La situación fue poniéndose más tensa con llegada de más móviles y con el incendio, por parte de la gente del lugar, del auto en el que habían llegado los cinco hombres.

En medio de esa situación, los vecinos cargaron el cuerpo del hombre herido por las balas de la policía y lo llevaron al Hospital Alende de Ingeniero Budge. Allí ingresó sin vida y se constató que tenía un balazo en el tórax y otro le había impactado en el muslo derecho. El hombre fue identificado como Oscar Monteseri, de 27 años.

El fiscal Gustavo Caram, titular de la UFI 10 no dispuso ninguna medida con respecto a los policías que intervinieron en el tiroteo. La causa fue caratulada como “robo agravado y homicidio en ocasión de robo”.

   
   
   
   
banner nuevo Encuentro
   

Radio URBE 97.3Mhz  

   
   
   
   
   
   
© DiarioConurbano