Coronel ParejaEl juez de Garantías 8 de Lomas de Zamora, Gabriel Vitale, dictó la prisión preventiva para los Gabriel y Pablo Guevara por considerarlos autor y partícipe secundario, respectivamente, del crimen de la enfermera Marcela Coronel, ocurrido el 28 de mayo último, en una vivienda de Longchamps. Gabriel era la pareja de la víctima y quedó imputado de homicidio calificado por el vínculo.

 

El magistrado hizo lugar al pedido realizado el jueves por la fiscal Marcela Juan, titular de la UFI 2 de Lomas de Zamora. Fuentes judiciales informaron a DiarioConurbano.com que el magistrado dio por acreditado que Gabriel Guevara golpeó a su esposa la madrugada del 28 de mayo, y la mató ahorcándola con una soga.

Esto ocurrió entre la 1,30 y las 4,30 de la madrugada. Luego, según el juez dio por probado, le mandó un mensaje a su hermano Pablo, quien se encontraba en Guernica: "venite para casa que me mande una cagada algo groso". Y reconoció que había tu esposa.

Al parecer, Pablo dudó y Gabriel Guevara le insistió: “Sí, de verdad. Vení a ayudarme, no quiero ir preso”

En ese contexto, Pablo le respondió: “Te ayudo porque soy tu hermano”. Y se dirigió a Longchamps. Allí limpió la escena del crimen, movió el cuerpo de Marcela Coronel y trasladó a la hija de la pareja a Burzaco, donde la abandonó frente a una casa.

El juez Vitale enmarcó el crimen de la enfermera en en el contexto de violencia de género y violencia familiar.

“Pablo Guevara, brindó a su hermano Gabriel Guevara una cooperación en la ejecución del hecho antes descripto, de carácter secundario, toda vez que su aporte no ha sido necesario para que el hecho se consume, ello con la clara finalidad de asegurar la impunidad de su hermano Gabriel Guevara, conforme habían pactado con anterioridad en horas de la madrugada, consistiendo su accionar en alterar la escena del crimen previamente descripto, desordenando los bienes existentes en la vivienda, para luego llevarse a su sobrina”, señaló el magistrado en su resolución de este viernes.

Con la prisión preventiva parece cerrarse una parte importante de la investigación del crimen de Marcela Coronel. Resta saber aún si, como sostienen desde la familia de la víctima, en función de algunas pruebas que hay en el expediente, en la casa de Longchamps una tercera persona ayudó a Pablo Guevara a limpiar y modificar la escena del crimen.

   
   
   
   
   
   

Radio URBE 97.3Mhz  

   
   
   
   
   
   
© DiarioConurbano