Adela Maciel FotoUn jurado popular declaró culpable a al hombre acusado de degollar a Adela Maciel, de 49 años, en un hecho ocurrido en junio de 2016, en Villa Diamante, en Lanús Oeste. Si bien la fiscal de Lomas de Zamora Marcela Dimundo había acusado José Aranda por femicidio – que prevé la pena de prisión perpetua – los jurados encuadraron lo ocurrido en la figura de homicidio, por lo que le corresponderá un pena de entre 8 y 25 años de prisión.

 

Fuentes judiciales informaron a DiarioConurbano.com que la semana próxima un juez será el encargado de estipular la pena exacta para Aranda, quien fue este jueves por la noche declarado culpable de homicidio simple, en el marco de un juicio por jurados que tuvo lugar en los Tribunales de Lomas de Zamora.

En su alegato, la fiscal Marcela Dimundo había señalado que estaba comprobada tanto la responsabilidad de Aranda en el crimen como su vínculo sentimental con la víctima, por lo que encuadró el hecho en homicidio agravado por el vínculo (femicidio).

Luego de deliberar durante más de una hora, y analizando también el planteo de la defensa, los jurados – ciudadanos comunes y corrientes – decidieron que José Aranda, de 41 años, era culpable de homicidio simple. Esto hizo que el hombre no sufriera la calificación más dura pedida por Dimundo.

En el juicio oral se escucharon testimonios tanto de familiares y allegados de las víctimas como de personas que vieron parte de lo ocurrido aquél 7 de junio de 2016 en una plaza de Villa Diamante.

Aranda, quien llegó acusado de femicidio, era el ex marido de una prima de la mujer asesinada y al momento del crimen –según la acusación inicial no avalada por los jurados - mantenía una relación sentimental oculta con Maciel desde hacía poco más de un año, con quien había tenido un hijo. Cuando fue golpeada y acuchillada, Adela Maciel tenía en sus brazos a su bebé de un año en brazos.

Según los peritos forenses que trabajaron en el lugar, la mujer presentaba cortes en distintas partes del cuerpo, especialmente en el cuello, y golpes en la cabeza, al punto tal que tenía aplastamiento de cráneo.

Pocas horas más tarde, personal policial logró la detención de Aranda tras un allanamiento en su vivienda de la calle Aristóbulo del Valle al 400, a pocas cuadras del lugar del crimen.

   
   
   
   
   
   

Radio URBE 97.3Mhz  

   
   
   
   
   
   
© DiarioConurbano