Detenido FantasmaTres barrabravas de Boca que estaban prófugos en el marco de la causa por la denominada "Mafia de La Salada" y tenían pedido de captura internacional fueron detenidos en el barrio porteño de Parque Chacabuco, informaron fuentes policiales y judiciales. Uno de ellos, apodado “Fantasma” era la mano derecha de Enrique “Quque” Antequera, gerenciador de la Feria de Urkupiña, en ese predio de Ingeniero Budge, quien se encuentra detenido desde hace casi un mes.

 

Las aprehensiones forman parte de la investigación que se le sigue a Enrique Antequera, quien fue detenido el 10 de agosto último por la noche dentro de dicho predio.

Según indicaron fuentes judiciales a Diarioconurbano.com, en un procedimiento conjunto realizado por la Policía bonaerense y la Policía de la Ciudad, dispuesto por la Justicia de Lomas de Zamora, fueron localizados y detenidos Ezequiel Roberto Barraza, alias "Chicho", Hernán Edgardo Ávalos, apodado "Fantasma", y Emanuel Alan Barraza.

Fuentes judiciales precisaron que los tres hombres tenían pedido de captura internacional y eran intensamente buscados por diferentes fuerzas federales y provinciales de seguridad desde el 2015.

Además, revelaron que Ávalos gozaba de cierta protección de "un sector de la Policía" y que sobre él pesaba un pedido de captura desde hacía un mes, luego de que se fugara el 9 de agosto tras un allanamiento.

Tras una investigación preliminar realizada por personal de la Jefatura Departamental de Lanús, se logró determinar que los acusados estaban localizados en el interior de un domicilio situado en las calles Del Barco Centenera y Avelino Díaz, de Parque Chacabuco, donde la Policía montó una vigilancia a la espera de que salieran del lugar.

Luego de varias horas, cuando salieron a la calle, fueron apresados antes de que intentaran escapar en un vehículo, Ávalos se entregó al escuchar la voz de alto y tirarse al suelo con las manos levantadas, mientras que a los otros dos lograron atraparlos a unos 150 metros del lugar, tras una persecución ya que intentaron huir corriendo.

Por orden de la Justicia, fueron trasladados a dependencias de la División Robos y Hurtos de la Policía de la Ciudad, acusados por múltiples hechos, entre los que se encuentran amenazas agravadas por el uso de armas de fuego, extorsión y asociación ilícita.

La investigación por esta causa es llevada adelante por el fiscal Sebastián Scalera e interviene el juez de Garantías 8 de Lomas de Zamora, Gabriel Vitale, quien avaló los allanamientos que se realizaron este jueves.

Desde allí, los aprehendidos serán llevados durante las próximas horas a la jurisdicción de Lomas de Zamora para luego ser indagados por el fiscal Sebastián Scalera, en el marco de la causa que se le sigue a Antequera, conocido por ser uno de los administradores principales de las ferias de La Salada junto a Jorge Castillo, quien había sido detenido en su casa de Luján el 21 de junio luego de enfrentarse a tiros con las fuerzas de seguridad que finalmente lo arrestaron.

Antequera fue aprehendido por personal de Gendarmería y de las policías porteña y bonaerense, que también realizaron operativos en la localidad de Villa Centenario y otros puntos del partido de Lomas de Zamora, donde fueron detenidos tres integrantes de la primera línea de la barra brava de Boca Juniors, entre ellos Ruperto "Toro" Barraza, padre de uno de los jefe de la organización y miembro de la misma; Marcelo Aravena, uno de los líderes de "La Doce"; y Santiago Vélez Robles, otro integrante de esa misma facción.

En esa serie de operativos también resultaron detenidos otros dos hombres, identificados como Roberto Ríos y Edwin Saravia Rodríguez, quienes aparentemente cumplían tareas como ayudantes de Antequera en el complejo y "tenían una dedicación política en la zona de Lomas de Zamora", según señaló en dicha oportunidad la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich.

Además, en el marco de los procedimientos fue aprehendió en el partido de Berazategui Nelson Dávalos, un efectivo retirado de la Policía Federal Argentina (PFA), y en la localidad de Caseros a Diego Barreda, un ex oficial subinspector de la Policía bonaerense que había sido detenido por encubrimiento en el marco de la causa que siguió al atentado a la mutual judía AMIA en 1994.

Respecto a Barreda, la ministra Bullrich comentó que se trata de una persona "tristemente conocida" y que hasta el momento de su detención era "jefe del control externo" de Urkupiña, como "encargado de viligar a Antequera".

Dos días después fueron detenidos Luis Nelson Dávalos, hijo del policía retirado, y Néstor López, acusado de coordinar la "agencia de admisión" de puesteros que funcionaba en la feria manejada por Antequera, por lo que sumaron 10 los aprehendidos en el marco de la causa.

Como resultado de esos operativos, el Ministerio de Seguridad de la Nación indicó que las fuerzas de seguridad incautaron tres pistolas calibre 9 milímetros, tres escopetas calibre 12/70, municiones de diferentes calibres, 15 teléfonos celulares, 35.000 pesos en efectivo, computadoras y documentación de importancia para el caso.

   
   
   
   
banner nuevo Encuentro
   

Radio URBE 97.3Mhz  

   
   
   
   
   
   
© DiarioConurbano